jueves, 2 de abril de 2009

Las historias que se repiten

Las historias se repiten siempre. Se ve que lo del eclesiastes es cierto, nada nuevo hay bajo el sol. Primero me paso a mi, luego Toñy; Jose y ahora le ha tocado a Sonia.

No hay nada peor en este mundo que un hombre cobarde. No hay nada qu eme guste menos que un tio sin cojones para afrontar las cosas y ser claro.

Que si, que yo se que es muy facil escurrir el bulto, a mi me lo van a contar que estoy harto de verlo...
Pero tan dificil es ser sincero?? Todo el mundo habla de sinceridad y desde luego la sinceridad esta demasiado sobrevalorada...

Si no tienes cojones para dar la cara cuando uno se equivoca lom enos que se puede intentar es no dar motivos. Uno se calla, se queda quietecito y no pasa nada.

Uno no puede tirar la piedra y luego esconder la mano por miedo.

Para que las llamadas de horas y horas...
Para que el afecto, las caricias, las palabras, los gestos y el tiempo dedicado???

Lo que pasa es que hay mucho cobarde suelto. Mucho tio que cuando le toca dar la cara cree que es mas factible esconder la cabeza bajo la tierra cual aveztruz. Por que piensan que asi las cosas pasan de largo.

Pero bueno ellos son los que salen perdiendo. Eso lo tengo claro.

Peder el cariño de alguien qe te quiere por miedo es lo peor que te puede pasar , sobre todo si lo haces por miedo...

Cobarde, Cobarde, Cobarde, Cobarde...

No hay comentarios: